Spyros Petritakis

Nikolaos Gyzis

GYZIS TIMELINE

1842 (1 de marzo): Nace Nikolaos Gyzis (o, en alemán, Nikolaus Gysis) en el pueblo de Sklavochori, en la isla de Tinos, en Grecia.

1854: Gyzis comenzó a estudiar en la Escuela de Artes de Atenas, donde tuvo entre sus maestros al pintor nazareno alemán Ludwig Thiersch.

1862: Gyzis recibe una beca de la Fundación Evangelistria de Tinos.

1865: Gyzis finalmente llegó a Munich, donde se instaló por el resto de su vida. En octubre, asistió a la clase preparatoria de Hermann Anschütz en la Academia de Munich.

1868: Gyzis fue aceptado en la clase de Karl von Piloty en la Academia de Bellas Artes de Munich.

1869: Su primera pintura religiosa, Joseph en la carcel, fue donado por Gyzis a la Fundación Evangelistria de Tinos.

1872: Después de una larga residencia en el extranjero, Gyzis volvió a visitar Grecia por primera vez.

1873: Gyzis realizó un viaje a Anatolia con su compañero artista Nikiforos Lytras.

1874: Gyzis regresa a Munich y, junto con Lytras, alquila el apartamento que anteriormente servía de estudio del pintor y teósofo alemán Gabriel von Max.

1875: Gyzis se convirtió en miembro de la Asociación de Arte "Allotria", a la que también se habían unido varios artistas alemanes importantes.

1880: Gyzis es elegido miembro honorario de la Academia de Bellas Artes de Munich, y dos años más tarde comienza a trabajar allí como ayudante de enseñanza.

1884 (27 de julio): Se funda la Sociedad Teosófica Alemana. Tuvo su segunda reunión el mismo año (9 de agosto) en la villa de Gabriel von Max en Ammerland.

1888: Gyzis es nombrado profesor en la Academia de Munich.

1893 (28 de agosto): En una carta a su cuñada Ourania Nazou, Gyzis declaró que había concebido una nueva idea religiosa.

1894: Gyzis comenzó a mantener correspondencia con Anna May, amiga y compañera de clase de su hija Penélope.

1898: Con la ayuda de Anna May, Gyzis eligió algunos de sus bocetos en blanco y negro para la exposición celebrada en el Glaspalast de Múnich ese mismo año.

1900 (20 de julio): Inaugurada la Exposición Anual en Glaspalast; He aquí, el novio viene fue una de las obras de Gyzis expuestas.

1901 (4 de enero): Gyzis muere en Munich. En Glaspalast tuvo lugar una exposición conmemorativa (de junio a octubre) donde se exhibieron las obras de Gyzis junto a las de otros dos pintores recientemente fallecidos, Arnold Böcklin y Wilhelm Leibl.

1910 (25 de agosto): Rudolf Steiner pronunció una conferencia sobre Gyzis a los miembros de la Sociedad Teosófica en Munich.

1911 (diciembre): Wassily Kandinsky (1866-1944) publicado Sobre lo espiritual en el arte..

1928: Se organiza en Atenas una gran exposición de las obras de Gyzis.

BIOGRAFÍA

Nikolaos Gyzis (1842-1910) fue un destacado pintor griego, muy apreciado por sus contemporáneos por su capacidad para entrelazarse en sus elementos de vocabulario visual de la herencia griega antigua, las imágenes bizantinas y el movimiento Jugendstil más reciente. [Imagen a la derecha] Pasó toda su vida en Munich, Alemania, inicialmente estudiando allí antes de convertirse en profesor en la Academia de Bellas Artes local desde 1888 hasta su muerte en 1901. Es considerado el principal representante de la llamada Escuela de Munich. movimiento, y su obra tuvo un gran impacto en la producción artística griega durante el fin de siècle y principios del siglo XX. Entre sus alumnos en la Academia se encontraban el grabador austríaco Alfred Kubin (1877-1959), el artista gráfico alemán August Heitmüller (1873-1935), el escenógrafo Ernst Julian Stern (1876-1954), el pintor rumano Ştefan Popescu (1872- 1948), y el pintor polaco Tadeusz Rychter (¿1873-1943?), Quien eventualmente se convertiría en antroposofista. La obra tardía de Gyzis, que oscila entre el academicismo y las nuevas tendencias simbolistas, causó sensación entre sus contemporáneos, especialmente en Grecia (Katsanaki 2016). Después de la muerte de Gyzis en 1901, sus últimas pinturas llamaron la atención de Rudolf Steiner (1861-1925), en ese momento un prominente teósofo y futuro fundador de la Antroposofía. Admiró el hecho de que el pintor, en el meridiano de su vida artística, dejara atrás las escenas de género tradicionales que eran propias de un profesor en la Academia y pasara a un estilo de pintura más espiritual, incluyendo extraños seres angelicales e imaginería apocalíptica (Picht 1951: 419-21). [Imagen a la derecha]

Gyzis nació, en marzo 1, 1842, de una familia ortodoxa en el pueblo de Sklavochori, en la isla de Tinos, que también era un lugar con una fuerte herencia católica y una gran población católica. Tinos, una isla que pertenece al grupo de las Cícladas del Norte, es muy conocida por sus famosos escultores y pintores, pero sigue siendo también un centro religioso muy importante, especialmente después del descubrimiento en 1823 del icono supuestamente milagroso de la Virgen Panagia en las ruinas de una antigua iglesia dedicada a San Juan Bautista, y la posterior erección de la Iglesia de Panagia Evangelistria en 1880 (Missirli 2002: 339). Desde el siglo XIX, Tinos ha sido un lugar destacado de peregrinación mariana y turismo religioso, y su importancia en Grecia es comparable a la de Lourdes para los católicos en Francia.

Gyzis se estableció en Atenas en 1850 y, por 1854, comenzó sus estudios en la Escuela de Artes. Entre sus maestros se encontraba el pintor alemán de temas religiosos, parte del movimiento Nazareno, Ludwig Thiersch (1825-1909), a quien se le atribuye la introducción de elementos occidentales en la tradición pictórica oriental. Según Kaiser, Thiersch estaba preocupado por la noción eslava de "Sobornost" (traducido aproximadamente como "conciliación" o "comunidad"), y la Iglesia de San Nikodemos en Atenas (la Iglesia ortodoxa rusa local), que fue decorada por él. , manifestó esta preocupación (Kaiser 2014). Los defensores de "Sobornost" promovían una comprensión de la Iglesia como un lugar de unión entre las diferentes fracciones cristianas y, por otro lado, ofrecían una alternativa al individualismo desenfrenado al respaldar un tipo de amor universal y solidaridad sin restricciones. Así, la jerarquía y la religión institucionalizada se veían a menudo bajo una lente crítica. Incluso después de que Gyzis se mudó a Múnich, mantuvo una correspondencia con Thiersch, intercambiando opiniones sobre varios temas artísticos (Kaiser 2014: 195).

Con la ayuda de su amigo Nikiforos Lytras (1832-1904), también un destacado pintor griego que estudió en la Academia de Munich, Gyzis conoció al acaudalado empresario tiniano Nikolaos Nazos (que más tarde se convertiría en su suegro), quien intervino en su nombre con la Fundación Evangelistria, asegurando la concesión de una beca (Missirli 2002: 341). La Fundación Evangelistria de Tinos respaldó la conciencia cultural otorgando becas a jóvenes pintores y escultores talentosos, dándoles así la oportunidad de recibir capacitación en importantes centros de arte en el extranjero, profundizar sus propias ideas culturales e importarlas de regreso a Grecia. Tras cierto retraso, la beca de Gyzis fue aprobada en 1865 y desde el puerto de Syros, pasando por Trieste, Viena y Salzburgo, finalmente llegó a Munich, donde se instaló por el resto de su vida. En octubre del mismo año, asistió a la clase preparatoria de Hermann Anschütz (1802-1880) en la Academia de Munich y, un año después, fue formado por el pintor húngaro Alexander von Wagner (1838-1919). En 1868, Gyzis fue aceptado en la clase de Karl von Piloty (1826-1886) en la Academia de Bellas Artes de Munich. En 1869, Gyzis legó su primera pintura religiosa, Joseph en la carcel (1868), a la Fundación Evangelistria (donde todavía está), como un signo de gratitud por su apoyo. Un año después, otra obra religiosa, Judith y holofernes (1869), se completó. El enfoque de la composición, así como la disposición de los colores de estos primeros trabajos, fueron fuertemente impregnados por el método de enseñanza de von Piloty, uno de los representantes alemanes más importantes del llamado realismo histórico (Didaskalou 1999: 143).

En 1872, después de una larga residencia en el extranjero, Gyzis visitó Grecia nuevamente por primera vez y recibió grandes elogios por su maestría artística. Al año siguiente, Gyzis realizó un viaje a Anatolia con Lytras. En 1874 regresa a Munich y, junto con Lytras, alquila el estudio que había pertenecido al pintor alemán, y más tarde teósofo, Gabriel von Max (1840-1915) (Missirli 2002: 346). Al mismo tiempo, Gyzis comenzó a participar sistemáticamente en las exposiciones anuales e internacionales en Glaspalast de Múnich.

En 1875, Gyzis se convirtió en miembro de la asociación de arte "Allotria", a la que también se habían unido muchos artistas alemanes importantes (Missirli 2002: 347). En 1876, Gyzis se comprometió con la hija de Nikolaos Nazos, Artemis Nazou (1854-1929), con quien, durante el año siguiente, se casó después de un rápido viaje a Grecia. Al mismo tiempo, su reputación como pintor floreció cuando comenzó a exhibir sus pinturas en lugares internacionales, como la Exposición Mundial de París de 1878. En 1880, fue elegido miembro honorario de la Academia de Bellas Artes de Munich, y dos años luego comenzó a trabajar como asistente de enseñanza allí. En 1888, Gyzis fue finalmente nombrado profesor en la Academia de Munich, con un salario anual de 4.200 marcos alemanes (Didaskalou 1991: 150). En 1887, impresionado por el renombre internacional que el pintor había ganado en Europa, el gobierno griego le encargó que diseñara el estandarte de la Universidad Nacional y Kapodistria de Atenas. La carrera de Gyzis estaba en su cúspide cuando, en 1896, diseñó el diploma para los primeros Juegos Olímpicos modernos que se celebrarían en Atenas. Según el pintor, el tema representado en el diploma era la “Anunciación de Grecia” [Ευαγγελισμός της Ελλάδος] (Drosinis 1953: 210).

Como podría deducirse de su correspondencia, a partir de los primeros 1890 en adelante, Gyzis sufrió una especie de crisis religiosa y se convirtió en obsesionado con grandes proyectos religiosos (Didaskalou 1993: 188). El 28 de agosto de 1893, en una carta a su cuñada Ourania Nazou, Gyzis declaró que había concebido una nueva idea religiosa. En 1894, comenzó a mantener correspondencia con Anna May (1864-1954), amiga y compañera de clase de su hija Penélope (1879-1947). Con la ayuda de May, en 1898, Gyzis eligió algunos de sus bocetos en blanco y negro para la exposición Glaspalast de Munich del mismo año. Los bocetos se consideraron productos de inspiración musical y la mayoría de ellos exploraron temas religiosos. El 20 de julio de 1900, la Exposición Anual en Glaspalast contó con varias obras de Gyzis, entre ellas He aquí, el novio viene. Esta y otras pinturas religiosas manifestaron una obsesión con la espiritualidad y las ideas de muerte y juicio. La turbia vibra que estas pinturas imparten al espectador puede deberse en parte a la devastadora derrota que sufrieron los griegos en lo que se conoce en Grecia como la Guerra de los Desafortunados, peleada en 1897 entre el Reino de Grecia y el Imperio Otomano.

Los diversos bocetos, estudios y dibujos de este período, ahora conservados en colecciones privadas y museos en Grecia, revelan que el pintor concibió esas visiones fragmentadas de un mundo invisible, como musical. variaciones sobre un "tema mayor", es decir, la restauración de la espiritualidad. [Imagen a la derecha] Gyzis no estaba satisfecho con una síntesis ordenada, sino que buscaba circunscribir este “tema mayor” trabajando con diferentes medios artísticos o tejiendo narrativas imprevistas, desenrollando gradualmente el hilo frente a los ojos del espectador. Los bocetos y dibujos, que a menudo llevan el nombre Triunfo de la religion or Fundación de la fe (desde 1894), representa a los austeros arcángeles en una postura majestuosa y escultural, sosteniendo espadas encendidas y pisoteando a la serpiente antigua, Satanás (Didaskalou 1991: 124-25) [Imagen a la derecha]. Para Gyzis, la incansable batalla que representó representó la lucha eterna entre el Espíritu y la Materia, un tema que se discute a menudo en los círculos teosóficos (Petritakis 2013). Gyzis señaló enfáticamente esta idea en su dibujo. La victoria del espíritu sobre la materia, destinada como la parte superior de una composición más grande, titulada El nuevo siglo (1899-1900), de los cuales se conservan varios estudios y dibujos de óleo.

Sin embargo, el cuadro más célebre de Gyzis, en este contexto, fue el ya mencionado He aquí, el novio viene (1899-1900, 2 x 2 m.), Cuyo tema es la llegada del Novio (en griego, Ninfio), un servicio de la Iglesia ortodoxa que simboliza la preparación para la llegada del Mesías. [Imagen a la derecha] De hecho, Gyzis se basó particularmente en un libro llamado Hermeneia (1730-1734) de Dionisio de Fourna (c. 1670 - después de 1744), un manual de iconografía, que proporcionó un relato sintético evangélico de la vida de jesucristo Gyzis buscó este libro en una carta fechada en 1886 (Kalligas 1981: 176-88; Drosinis 1953: 176-78). La pintura representa a Cristo, cuya figura emerge a lo largo de varios anillos de fuego, que se enrolla con vehemencia en movimientos de vorticosa hasta los márgenes de la imagen, donde los anfitriones angélicos hacen la genuflexión (Petritakis 2014). Una escena que representa la Caída de satanás También fue concebido para ocupar la parte inferior de la composición (Kalligas 1981).

Las obras religiosas de Gyzis demuestran una habilidad artística lograda y una expresión geométrica integrada, especialmente en lo que respecta al uso de formas circulares y elípticas, que imparten una impresión de "armonía oculta" (Kalligas 1981: 72; Petritakis 2016: 89). Marcel Montandon (1875-1940), quien publicó una biografía del pintor un año después de la muerte de Gyzis, corroboró la afirmación anterior (Montandon 1902: 118). Además, el trazo alegremente rítmico, vibrante, pero aún decidido, que recorre estas obras, transmite al espectador una sensación de incompletitud. Con su serie de dibujos hechos con tinta china sobre papel fotográfico, destinados a ser vistos frente a una fuente de luz (una técnica inventada por el propio Gyzis), el pintor insinuaba un universo de otro mundo, como el que exploran los médiums espiritistas. [Imagen a la derecha] Del mismo modo, los bocetos en papel negro con tiza blanca, que realizó, en 1898, con la ayuda de Anna May (Drosinis 1953: 235), evocan la idea de una yuxtaposición entre una realidad terrenal y una alteridad espiritual. Estos últimos fueron comprados al Gobierno de Baviera y ahora se conservan en Staatliche Graphische Sammlung en Munich.

Gyzis murió el 4 de enero de 1901 en Munich. Su monumento fue esculpido por el artista alemán Heinrich Waderé (1865-1950). Una exposición monumental y conmemorativa tuvo lugar en Glaspalast de Munich de junio a octubre de 1901. Las obras de Gyzis se exhibieron junto a las de otros dos pintores recientemente fallecidos, Arnold Böcklin (1827-1901) y Wilhelm Leibl (1844-1900). los novio así como bocetos de la Triunfo de la religion también estaban en exhibición. Solo después de veintisiete años, se organizó una gran exposición de las obras de Gyzis en Grecia, en Iliou Melathron (Mansión de Heinrich Schliemann) en Atenas, organizada por la Sociedad de Devotos del Arte y el hijo de Gyzis, Telemachus (1884-1964).

Una pregunta interesante se refiere a la relación de Gyzis con la Teosofía, un movimiento en el que varios de sus amigos y asociados estaban profundamente interesados. Gyzis nunca se unió a la Sociedad Teosófica Alemana, ni parece probable que hubiera sido consciente de que las ideas teosóficas estaban circulando en Grecia durante su vida. De hecho, la Sociedad Teosófica de Atenas se fundó mucho más tarde, en 1928 (Matthiopoulos 2005: 249). En 1979, durante una conversación con la crítica y curadora griega Marilena Kassimati en Munich, Ewald Petritschek (1917-1997, nieto de Gyzis e hijo de Penélope Gyzis) declaró que, en el ocaso de su vida, el pintor había estado familiarizado con la literatura teosófica (Kassimati 2002: 45-46). Sin embargo, en su correspondencia, Gyzis nunca se refirió a libros teosóficos ni a ideas teosóficas específicas. Además, los diarios de Gyzis, que estaban en posesión de su hijo, Telemachus, fueron quemados durante los bombardeos aéreos del 7 de enero de 1944, cerca del aeropuerto, en Atenas (Didaskalou 1991: 1). Por lo tanto, sería arriesgado llegar a la conclusión de que Gyzis era un teósofo ortodoxo.

La fascinación por el espiritismo fue compartida por muchos artistas e intelectuales en ese momento, sobre todo entre ellos los secesionistas de Munich Albert von Keller (1844-1920) y Gabriel von Max (Loers 1995; Danzker 2010). La Sociedad Teosófica Alemana fue fundada el 27 de julio de 1884. La Sociedad celebró su segunda reunión el mismo año, el 9 de agosto, en la villa Ammerland de Gabriel von Max, al sur de Munich, y von Max se involucró profundamente en asuntos teosóficos y espiritistas. Sin embargo, en 1886, la Sociedad Teosófica Alemana se disolvió a raíz de las controversias en las que Madame Helena Blavatsky (1831-1891), líder internacional de la Sociedad, fue acusada de haber presentado de manera fraudulenta las cartas que afirmaba recibir de los misteriosos Maestros. Von Keller y von Max, junto con el médico Albert von Schrenk-Notzing (1862-1929), formaron la Psychologische Gesellschaft (Sociedad Psicológica), inspirada en la Sociedad para la Investigación Psíquica de Inglaterra. Sin embargo, no podemos demostrar que Gyzis tuviera contactos directos con la Sociedad Psicológica.

Tanto Keller como Gyzis fueron miembros de Künstlergesellschaft Allotria (Art Association Allotria), de la que más tarde surgieron los Secesión de Munich. La Art Association Allotria fue fundada en 1873 por Franz von Lenbach (1836-1904), un amigo muy cercano de Gyzis, quien también escribió la introducción conmemorativa del libro de Montandon. Lo que ha pasado desapercibido hasta ahora, es el hecho de que Gyzis diseñó en 1895 la portada de la revista ilustrada Über Land und Meer (Over Land and See), que abunda en símbolos masónicos [Imagen a la derecha]. Un miembro de la redacción de la revista, Ludwig Gärtner, también fue miembro de la Sociedad de Psicología (Petritakis 2013).

En general, la historia del arte griego consideraba que el trabajo de Gyzis estaba comprometido en un diálogo con el arte clásico y bizantino, los dos hilos principales que supuestamente atravesaron la civilización griega contemporánea. Como indicó correctamente Matthiopoulos, la obra tardía de Gyzis ha sido vista y, por tanto, apropiada con cierta inquietud por el medio intelectual de Grecia, y se han hecho esfuerzos sostenidos para purgarla de sus elementos místicos y simbólicos: en otras palabras, para someter su modernización ”y suplantarla con ideologías y sistemas de pensamiento más representativos (Kaklamanos 1901: 27-28, Matthiopoulos 2005: 541). Kalligas destacó que “las obras religiosas de Gyzis enriquecen la iconografía cristiana tradicional con una nueva figura, una figura que no puede considerarse ni puramente ortodoxa ni puramente occidental. Es esencialmente cristiano ”(Kalligas 1981: 175). Tropos de pensamiento similares han permeado el campo de la historia del arte griego hasta tiempos recientes, frustrando la comprensión del trabajo simbolista tardío de Gyzis en su contexto sociocultural e ideológico (Danos 2015: 11-22). Dada la situación prevaleciente en la vida artística del siglo XIX en Grecia, solo un círculo limitado de artistas y alfabetizados en Atenas y en la diáspora griega pudo entender las preguntas que planteaban las pinturas de Gyzis (Matthiopoulos 2016).

Aparentemente, después de la desaparición del pintor, en 1901, y las exposiciones concomitantes de sus pinturas en Glaspalast, se formó una cierta “aura teosófica” en torno a su obra. Anna May, una estudiante privada de Gyzis, jugó un cierto papel en esa dirección. Su padre, Heinrich May (1825-1915), había sido el médico privado de Gyzis durante los difíciles últimos años del pintor, cuando Anna desempeñó el papel de la musa del artista, cuyos consejos u opinión sobre diversos asuntos solicitaba a menudo.

Margarita Hauschka, sobrina de Anna May, informó que en el estudio de Anna en Adalbertsstrasse, en las cercanías de la sucursal de Munich de la Sociedad Teosófica, colgaba un cuadro, supuestamente con el título La majestad de dios (Majestät Gottes), aparentemente, una copia de Gyzis ' He aquí, el novio viene, si no el mismo trabajo. Cuando Tadeusz Rychter, un joven pintor de Polonia, anteriormente asociado con el medio cultural modernista del cabaret político Kleiner grüner Ballon [Pequeño Globo Verde] en Cracovia. y un estudiante de Gyzis, vino a alquilar el estudio y vio la imagen, inmediatamente la reconoció y pidió guardarla en el apartamento. Anna May rechazó la oferta y Rychter terminó haciendo una pequeña réplica de la obra original (Hauschka 1975: 188). Curiosamente, una fuerte relación erótica surgió de este evento fortuito, aunque los padres de Anna May se opusieron fuertemente, ya que eran católicos fuertes y Rychter era un teósofo acérrimo. Por tanto, podemos suponer que fue después de haber adoctrinado a Anna May en Teosofía que Rychter, en los primeros meses de 1910, se mudó a Berlín para asistir a algunas conferencias de Rudolf Steiner. Debería haber sido en ese momento cuando Rychter llamó la atención de Steiner hacia el pintor griego (Petritakis 2016: 84-85). Además, hay evidencia de que, hacia 1910, una copia del novio decoró los locales de la sucursal de Munich de la Sociedad Teosófica y fue muy querido por sus miembros (Bracker 2004: 61).

Durante 1907 y 1910, Anna May, así como Rychter, trabajaron como escenógrafos para Mystery Plays de Steiner en Munich, es decir, en la época en que Steiner dio una conferencia sobre Gyzis en la Sociedad Teosófica de Munich (Levy 2003). Además, May recibió un encargo de Steiner para un cuadro que adornaría el Johannesbau en Munich, un precursor del Goetheanum Steiner. Posteriormente se construiría en Dornach, cerca de Basilea, Suiza, como sede mundial de la Antroposofía (Zander 2007: 819). Fue concebido como un tríptico que debería representar las diferentes etapas del cristianismo místico, desde Salomón como su precursor pasando por el Santo Grial y hasta el Rosacrucianismo. El trabajo recordaba en muchos aspectos los últimos proyectos religiosos de Gyzis, especialmente en términos de simbolismo y disposición compositiva (Petritakis 2014). Sin embargo, se conserva para nosotros solo a través de una transparencia mantenida por la sobrina de May (Hauschka 1975), ya que la pintura original, una vez en la Hamburger Waldorfschule, la escuela secundaria antroposófica en Hamburgo, fue destruida durante los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial ( Hauschka 1975: 187). [Imagen a la derecha] En febrero de 1918, May exhibió el tríptico en la galería de Munich. Das Reich, dirigido por el antroposofista y alquimista Alexander von Bernus (1880-1965), y más tarde, el mismo año, en el Glaspalast, bajo el apellido May-Kerpen (Petritakis 2016: 84-85). En 1924, después de recibir un encargo de la editorial "Christliche Kunst", Rychter se mudó con Anna May, ahora su esposa, a Palestina. En 1939, los rastros de Rychter se perdieron poco después de que le encargaran restaurar una iglesia cerca de Radom, en Polonia. Aparentemente, fue asesinado por los nazis en 1943 (Levy 2003; Bracker 2004: 62). A partir de entonces, Anna May vivió, como una especie de "reclusa", en una pequeña casa árabe, que pronto se convirtió en el primer centro antroposófico de Palestina, un centro de encuentro para extranjeros y amigos (Gottlieb 1954: 128-29). Anna May cultivó contactos limitados con otros antroposofistas, la mayoría de ellos judíos expatriados de Europa Central. Estos incluyeron a Eva Levy de Viena (nacida Eva Rosenberg, 1924-2011), quien más tarde, en 1942, se casó con el prominente antroposofista y pionero del movimiento sionista, Michael Levy (1913-1998), o el arquitecto Bruno Eljahu Friedjung, nacido también en Viena, en 1906 (Bracker 2004: 62).

Antes de partir con Rychter a Palestina, Anna May estuvo estrechamente asociada con el Künstlergruppe Aenigma, al que se adhirieron tanto ella como Rychter. Este grupo, que expuso colectivamente entre 1918 y 1932, fue fundado por Maria Strakosch-Giesler (1877-1970), ex estudiante de Kandinsky, e Irma von Duczyńska (1869-1932), quienes habían recibido una educación artística académica y estaban feministas ardientes con tendencias de vanguardia (Fäth 2015). El trabajo de Gyzis también fue muy conocido por el grupo de artistas Aenigma, que fue dirigido principalmente por Rudolf Steiner y cuyos miembros fueron asistentes a sus conferencias y seguidores de sus ideas.

Después de la muerte de Gyzis, Rudolf Steiner, entonces líder de la Sociedad Teosófica Alemana, comenzó a asociarse con grupos de arte contemporáneo y estaba ansioso por presentar sus ideas sobre arte a los jóvenes estudiantes de arte que asistían a sus conferencias, encontrando así una manera de legitimar sus actividades dentro de la Sociedad alemana. Al Congreso Teosófico Internacional que organizó en Munich en 1907 (18-21 de mayo) asistieron 600 personas, la mayoría de las cuales provenían de países de habla alemana, Inglaterra, Francia y América, pero también de Rusia y Escandinavia (Zander 2007: 1067 -076).

En 1910, Rudolf Steiner presentó ante los miembros de la Sociedad Teosófica en Munich el drama de misterio del teosofista francés Édouard Schuré (1841-1929), Los niños de lucifer, así como su propia obra rosacruz. El Portal de Iniciación. (Zander 1998). El 25 de agosto, pronunció su conferencia sobre Gyzis. La conferencia de Steiner sobre Gyzis es importante, ya que fue la primera vez que Steiner pensó tanto en un pintor contemporáneo que le dedicó una conferencia completa. Incluso ordenó que se hiciera una reproducción fotográfica del cuadro en formato más pequeño, que ahora se conserva en el Archivo Steiner de Dornach (Petritakis 2016: 84). Parece que las pinturas de Gyzis cosecharon mucha admiración entre los amigos de Steiner (quien luego formó la comunidad antroposófica), sobre todo He aquí, el novio viene, a la que Steiner dedicó predominantemente su ponencia. Steiner llamó a la pintura "A través de la luz, el amor" [Aus dem Lichte, die Liebe]. En ese sentido, apuntaba hacia una doctrina cristológica oriental, estrechamente relacionada con la idea de Sobornost, que se había difundido ampliamente en los círculos simbolistas, sobre todo en los del filósofo ruso Vyacheslav Ivanov (1866-1949) y el compositor Alexander Scriabin (1872- 1915) (Petritakis 2018).

En su conferencia, Steiner llamó la atención del público sobre las dos esferas cósmicas que brillan en la parte superior de la escena de Gyzis, correlacionándolas acertadamente con la escena de la génesis de Miguel Ángel (1475-1564) en la Cappella Sistina en Roma. Además, argumentó que la escena se hace eco del momento en el que el nuevo Dios se cierne encima para crear el mundo, mientras que el viejo Dios se marcha dejando atrás las cáscaras demolidas del antiguo reino (Steiner 1953). En este momento, el enfoque de Steiner estaba dando un giro hacia ideas más cristianas esotéricas. Como recordó Max Gümbel-Seiling (1879-1967), miembro de la Sociedad Teosófica Alemana y más tarde de la Sociedad Antroposófica (que había contribuido a la preparación de las Obras de Misterio en Munich durante ese verano), Steiner imbuyó las dos esferas del pintura con un significado cosmológico adicional. Argumentó que, en términos blavatskyanos, el antiguo planeta a la izquierda de la escena se hace eco del período astronómico de Manvantara (manifestación) y la nueva a la derecha, el período de Pralaya (retracción) (Gümbel-Seiling 1946: 53; Petritakis 2016: 87).

En otra parte de su conferencia, Steiner enfatizó el uso del color dorado sobre los rostros y espadas de los ángeles, considerándolo como una manifestación de la radiación que emana del "Espíritu de Elohim". Conectó el color azul índigo con la devoción absorta y la humildad y el rojo con la castidad. Dado que las predilecciones estéticas de los teósofos alemanes se inclinaban más hacia las Madonnas de Rafael (1483-1520), Steiner advirtió a su audiencia que no se dejara desconcertar por el colorido boceto y vaporoso de la pintura (Steiner 1953: 424). Esta observación es importante, ya que indica que Steiner estaba dejando atrás los tropos tradicionales rosacruces y se estaba embarcando en actividades más experimentales, incluso se podría decir, más vanguardistas. De manera similar, en sus conferencias sobre arte en Dornach, Steiner profundizaría en la relación entre azul-índigo, que tiene una cualidad centrífuga, y amarillo-naranja, que es centrípeto (Petritakis 2014). La artista Maria Strakosch-Giesler recordó cómo Steiner demostró este uso del azul-índigo en una serie de ejemplos, desde Cimabue (ca. 1240-1302) y Giotto (1267-1337) hasta Filippo Lippi (1406-1469) (Strakosch-Giesler 1955 : 29; Petritakis 2014).

Quizás fue precisamente el encuentro de Steiner con las imágenes de Gyzis lo que lo impulsó a concebir o expresar sus nuevas ideas sobre la teoría del arte, enraizadas principalmente en el legado del poeta alemán Johann Wolfgang von Goethe (1749-1832) (Halfen 2007). Steiner promovió estas ideas en el medio artístico contemporáneo, en un período crucial de su vida cuando trató de separarse de las ideas ocultas y estéticas de la líder teosófica internacional Annie Besant (1847-1933) y adaptarse mejor a las transformaciones históricas de la sociedad alemana. (Petritakis 2013). La reactualización de Goethe Farbenlehre (teoría de los colores) como una "necesidad histórica" ​​para los artistas jóvenes, firmemente indicada por el ejemplo de Wassily Kandinsky (1866-1944), quien asistió a las conferencias de Steiner y reconoció la influencia de la Teosofía en su obra teórica fundamental. Sobre lo espiritual en el arte., coincidió con el resurgimiento del cristianismo esotérico promovido por el futuro fundador de la Antroposofía (Petritakis 2013, 2016).

IMAGENES **

** Todas las imágenes son enlaces que se pueden hacer clic para representaciones ampliadas.

Imagen #1: Nikolaos Gyzis en su estudio en los 1890. Foto de Elias van Bommel.

Imagen #2: Nikolaos Gyzis, He aquí, el novio viene (boceto preparatorio, 1899-1900). Oleo sobre lienzo, Atenas, Galería Nacional, inv. Π.574 / 4.

Imagen #3: Nikolaos Gyzis, He aquí que viene el novio (boceto preparatorio, 1899-1900). Oleo sobre lienzo, Atenas, Galería Nacional, inv. Π.574 / 1.

Imagen #4: Nikolaos Gyzis, Arcángel (estudio de la El fundamento de la fe), ca. 1894. Óleo sobre lienzo, Atenas, Museo Benaki, inv. ΓΕ _24317.

Imagen #5: Nikolaos Gyzis, He aquí, el novio viene (1899-1900). Óleo sobre lienzo, Atenas, Galería Nacional, inv. Π.641.

Imagen #6: Nikolaos Gyzis, Caída de satanás (?), 1890-1900. Tinta india sobre lámina fotográfica, Atenas, Galería Nacional, inv. Π.628 / 17.

Imagen #7: Nikolaos Gyzis, portada que representa la Fama, para el periódico Über Land und Meer (1895).

Imagen #8: Anna May-Rychter, El tríptico del grial, transparencia conservada por Margarita Hauschka (el original ahora está perdido). Archivo Rudolf Steiner, Goetheanum, Dornach.

Referencias

Bracker, Hans-Jürgen. 2004. “Eine frühe Botin der Anthroposophie in Palästina: Zum 50. Todestag der Malerin Anna Rychter-May. ”Pp. 61-63 en Novalis Zeitschrift für europäisches Denken, 58: 3.

Danos, Antonis. 2015. “'Grandes visiones' idealistas, de Nikolaos Gyzis a Konstantinos Parthenis: las raíces simbolistas no reconocidas del modernismo griego”. Páginas. 11-22 pulg. Las raíces simbolistas del arte moderno, Editado por Michelle Facos y Thor J. Mednick. Farnham (Surrey, Inglaterra) y Burlington (Vermont): Ashgate.

Danzker, Jo-Anne Birnie y Gian Casper Bott. 2010. Séance: Albert von Keller y el ocultismo. Washington: Prensa de la Universidad de Washington.

Didaskalou, Konstantinos. 1999 Nicholas Ης (1842-1901). Η συλλογή de οικογένειας de καλλιτέχνη en Όναχο [Nikolaos Gyzis (1842-1901): La colección perteneciente a la familia del artista en Munich]. Salónica: Reprotime.

Didaskalou, Konstantinos. 1993 Der Münchner Nachlass von Nikolaus Gysis, Dos Volúmenes. Munich: np

Didaskalou, Konstantinos. 1991 Género - y allegorische Malerei von Nikolaus Gysis. Doctor en Filosofía. Disertación. LMU, Munich.

Drosinis, Georgios y Lampros Koromilas. 1953. Πιστολαί de Nicholas Γύζη [Correspondencia de Nikolaos Gyzis]. Atenas: Eklogi Editions.

Fäth, Reinhold y David Voda. 2015. Aenigma. Hundert Jahre antroposofische Art. Evnice: Arbor Vitae.

Gottlieb, M. 1954. "Anna von Rychter-mayo". Pp. 128-29 en Mitteilungen aus der anthroposophischen Arbeit en Alemania 29.

Gümbel-Seiling, Máx. 1946 Mit Rudolf Steiner en München. Den Haag: De nieuwe Boekerij.

Halfen, Roland, Walter Kugler y Dino Wendtland. 2007. Rudolf Steiner - das malerische Werk: mit Erläuterungen und einem dokumentarischen Anhang. Dornach: Rudolf-Steiner Verlag.

Hauschka, Margarethe. 1975. "Das Triptychon 'Gral' von Anna May". Páginas. 187-90 en Das Goetheanum, Wochenschrift für Anthroposophie, 54: 24.

Kaiser, Hanna. 2014. Ludwig Thiersch en Athen um 1850. Neobizantinismo im Kontext des Philhellenismus. Doctor en Filosofía. Disertación, LMU, Munich.

Kaklamanos, Dimitrios. 1901. Nicholas Ης [Nikolaos Gyzis]. Atenas: Estia.

Kalligas, Marinos. 1981. Ικόλας Ης, η ζωή και lo έργο de [Nikolaos Gyzis: su vida y obra]. Atenas: La Fundación Educativa del Banco Nacional de Grecia.

Kassimati, Marilena. 2002. “Η καλλιτεχνική προσωπικότητα του Νικολάου Γύζη μέσα από το ημερολόγιο, τις επιστολές του και τις καταγραφές άλλων καλλιτεχνών: μια νέα ανάγνωση της 'ελληνικότητας'.” [La personalidad artística de Nikolaos Gyzis vista a través de su diario, sus cartas y los testimonios de otros artistas: una nueva lectura del “greekness” de Gyzis]. Páginas. 37-70 pulgadas Nicholas Ης: Ο Νιος εθνικός ζωγράφος [Nikolaos Gyzis: El pintor nacional de Tinos], Actas de la conferencia editadas por Kostas Danousis, Atenas: Study Society of Tinos, 2002.

Katsanaki, maria. 2016. “Nikolaos Gysis (1842-1901) y la crítica crítica de sus actividades en el ámbito de la decoración del siglo XIX y la ciudadanía: Historia, Gloria, Baviera.”Pp. 47-69 en Quêtes de modernité (s) artistique (s) dans les balcanes au tournant du XX e siècle, editado por Catherine Méneux y Adriana Sotropa, actas del coloquio, 8 y 9 de noviembre, Université Paris 1 Panthéon Sorbonne, site de l'HiCSA et du centre François-Georges Pariset, París 2013. Consultado desde http://hicsa.univ-paris1.fr/documents/pdf/PublicationsLigne/Colloque%20Balkans/03_katsanaki.pdf en 30 marzo 2017.

Levy, Eva. 2003. "Anna May-Rychter". P. 506 en Anthroposophie im 20. Jahrhundert, editado por Bodo von Plato. Dornach: Verlag am Goetheanum.

Loers, Veit, y Pia Witzmann. 1995. "Münchens Okkultistisches Netzwerk". Pp. 238-44 en Okkultismus und Avantgarde: von Munch bis Mondrian, 1900-1915, Editado por Bernd Apke e Ingrid Ehrhardt. Ostfildern: Edición Tertium.

Matthiopoulos, Eugenios D. 2016. “La réception du symbolisme en Grèce à travers l'œuvre de Costis Parthénis pendant la période 1900-1930.” Páginas. 9-46 pulgadas Quêtes de modernité (s) artistique (s) dans les Balkans au tournant du XXe siècle, editado por Catherine Méneux y Adriana Sotropa. Actas de la Conferencia Internacional, Université Paris 1 Panthéon Sorbonne, París, noviembre 8-9, 2013. París: HICSA, Centro François-Georges Pariset. Accedido desde http://hicsa.univ-paris1.fr/documents/pdf/PublicationsLigne/Colloque%20Balkans/02_1_matthiopoulos.pdf en 1 Abril 2017.

Matthiopoulos, Eugenios D. 2008. “Η θεωρία της 'Ελληνικότητας' του Μαρίνου Καλλιγά,” [Teoría de la “Grecia” de Marinos Kalligas]. Páginas. 331-56 en Ιστορικά [Historika] 25: 49.

Matthiopoulos, Eugenios D. 2005. Η arte πτεροφυεί en οδύνη. Η πρόσληψη de νεορομαντισμού en πεδίο de ιδεολογίας και de εωρίας de τέχνης και de τεχνοκριτικής en Grecia [Art Spring Wings in Sorrow: La recepción del neorromanticismo en el ámbito de la ideología, la teoría del arte y la crítica de arte en Grecia]. Atenas: Potamos Editores.

Missirli, Nelli. 2002. Nicholas Ης, 1842-1901 [Nikolaos Gyzis]. Atenas: Adán (Primera edición, Atenas: Adán, 1995).

Montandon, Marcel. 1902. Gisis. Bielefeld y Leipzig: Velhagen & Klasing.

Petritakis, Spyros. 2018. “La 'Figura en la alfombra': MK Čiurlionis y la síntesis de las artes”. En Estudios en música, arte y performance desde el romanticismo hasta la posmodernidad: la musicalización del arte, editado por Diane Silverthorne. Nueva York: Bloomsbury Academic Publishing [de próxima publicación].

Petritakis, Spyros. 2016. "Quand le miroir devient lampion: aspectos de la réception de l'œuvre tardive de Nikolaus Gysis entre Athènes et Munich". Páginas. 71-97 en Quêtes de modernité (s) artistique (s) dans les balcanes au tournant du XX e siècle, editado por Catherine Méneux y Adriana Sotropa, actas de la conferencia, 8-9 de noviembre, Université Paris 1 Panthéon Sorbonne, site de l'HiCSA et du centre François-Georges Pariset, París 2013. Consultado desde http://hicsa.univ-paris1.fr/documents/pdf/PublicationsLigne/Colloque%20Balkans/04_petritakis.pdf on 30 March 2017.

Petritakis, Spyros. 2014. “La recepción de 'Behold, the Bridegroom Cometh' de Nikolaos Gyzis de Rudolf Steiner en 1910 en Munich: sus premisas ideológicas y eco”. Trabajo presentado en la conferencia El esoterismo occidental en Europa central y oriental a lo largo de los siglosBudapest, Julio 4, 2014.

Petritakis, Spyros. 2013. "'A través de la luz, el amor': la obra religiosa tardía de Nikolaos Gyzis (1842-1901) bajo la luz de la doctrina teosófica en Munich en la década de 1890". Trabajo presentado en la conferencia Modernidades encantadas: la teosofía y las artes en el mundo moderno, Amsterdam, septiembre 25, 2013.

Picht, Carlo Septimus. 1951. "Nikolaus Gysis. Zum Gedenken un Seinem 50. Todestag (Enero 4, 1951). ”Pp. 419-21 en Blätter für Anthroposophie 3, no. 12.

Steiner, Rudolf. 1951. "Aus dem Lichte die Liebe". Pp. 421-26 en Blätter für Anthroposophie 3: 12.

Strakosch-Giesler, Maria. 1955. Die Erlöste Esfinge. Über die Darstellung der menschlichen Gestalt en Bild- und Glanzfarben. Friburgo: Novalis - Verlag.

Zander, Helmut. 2007. Antroposofía en Deutschland: Theosophische Weltanschauung und Gesellschaftliche Praxis, 1884-1945, Dos volúmenes. Gotinga: Vandenhoeck & Ruprecht.

Zander, Helmut. 1998. "Ästhetische Erfahrung: Mysterientheater von Edouard Schuré zu Wassily Kandinsky". Pp. 203-21 en Mystique, Mysticisme et Modernité en Allemagne autour de 1900, editado por Moritz Bassler y Hildegard Chatellier. Actas de la conferencia, Universidad de Estrasburgo, 1996. Estrasburgo: Presses Universitaires de Strasbourg.

Fecha de Publicación:
17 2017 abril

Compartir